Facebook

SÍGUENOS EN

Fono consulta
2 2 610 7000

 
    ¿Cómo ayudar a una víctima de un accidente de tránsito?

    ¿Cómo ayudar a una víctima de un accidente de tránsito?

    Según el Observatorio de Seguridad Vial, en 2017 se registraron 1.483 víctimas fatales de accidentes de tránsito. Evitar movimientos bruscos, tratar las heridas profundas y mantener la calma pueden salvar la vida de las víctimas.

    Los accidentes ocurren en el momento más inesperado. En caso de estar en presencia de un choque automovilístico, ¿qué se debe hacer con las víctimas? Aunque en una emergencia los segundos cuentan, es recomendable no actuar precipitadamente y seguir pasos concretos para poner a salvo a los heridos:


    1.- Intentar mover lo menos posible al herido: Lo más probable es que, dependiendo de la gravedad del accidente, los involucrados presenten lesiones como esguinces y fracturas. En el caso de que la zona afectada sea la espalda y el cuello, un movimiento brusco puede empeorar las cosas. Hay que recordar que esta parte del cuerpo está compuesta por la columna cervical y lumbar, y es aquí donde se encuentra la espina dorsal, estructura que transmite los impulsos nerviosos responsables del movimiento y sensaciones como el tacto. Al mover al herido, se puede dañar esta área con consecuencias negativas. Ante aquello, lo mejor es inmovilizar al afectado, idealmente en su cuello y espalda.

    2.- Verificar y tratar las heridas profundas: El volumen de sangre que puede emanar de un corte o herida profunda puede llevar a que la víctima de un accidente de tránsito se desangre rápidamente y pierda el conocimiento. En este caso se debe mantener la presión en la fuente de la hemorragia.

    3.- Contactarse con servicios de emergencia: El tiempo es crucial en situaciones críticas. Lo primero es contactarse rápidamente con ambulancias y otros servicios de emergencia para que lleguen cuanto antes al lugar del siniestro.

    4.- Dejar que actúen los especialistas: Aunque la intención de los testigos sea ayudar, lo mejor es dejar que sean los especialistas en emergencias los que acudan al socorro de los heridos. Una persona que no posea los conocimientos en primeros auxilios puede provocar, involuntariamente, un daño irreversible a las víctimas.

    5.-Mantener la calma y hablar con el herido: Asegurar el área del accidente y hablar con la víctima son dos medidas que pueden ayudar a estabilizar una situación crítica. En el primer caso -al asegurar la zona del accidente desviando el tránsito y apagando el motor del vehículo participante del choque-, se pueden prevenir más accidentes; mientras que hablar con el afectado permite entregarle calma y evitar que pierda energía en esta situación.

    6.- Ante riesgo de incendio, evacuar a las víctimas: Esto se debe hacer poniéndose detrás de la víctima para luego tomarla con las manos por debajo de las axilas. Mientras que con una mano se debe sujetar el antebrazo tirándolo hacia arriba, con la otra se debe mantener el mentón del herido firme contra el pecho.